Inicio Cultural Vuelven las vacas de colores a la CDMX en abril de 2020

Vuelven las vacas de colores a la CDMX en abril de 2020

46
0

Los diseños serán colocados en la CDMX. Foto cortesía Locos por el arte

Ciudad de México. El CowParade está de regreso. A partir de abril de 2020, regresa a la Ciudad de México la iniciativa que llenará de vacas de colores las calles y avenidas de la capital del país, piezas que realizarán artistas plásticos, diseñadores, arquitectos y caricaturistas.

Hace 15 años “de repente” aparecieron en Paseo de la Reforma 200 vacas de fibra de vidrio, de tamaño natural, intervenidas por diversos creadores, como parte de “la celebración artística y de beneficencia” que en su momento convocó a más de 10 millones de visitantes.

“El permiso para realizar este proyecto nos lo dio el entonces jefe de gobierno de la Ciudad de México Andrés Manuel López Obrador”, recuerda Paul Zarkin, director de Locos por el arte, empresa que traerá de nuevo a México el CowParade.

Ahora, añade, “volvimos a adquirir la franquicia para México por los siguientes cinco años para desarollar el proyecto en toda la República y arrancamos en la capital, con otro formato. Recibiremos propuestas para intervenir las vacas a través de una convocatoria abierte, previo a colocarlas en las calles”.

CowParade 2020 también celebra dos décadas desde su inauguración en el mundo. La convocatoria para los artistas en México abrió al público el 16 de octubre y cierra el 16 de diciembre de 2019, está disponible en la página web: www.cowparade.mx.

Los seleccionados contarán con libertad para intervenir la escultura en forma de vaca, considerando que el uso de materiales debe resistir las condiciones climatológicas de la Ciudad de México y área metropolitana.

Al terminar la exposición, las vacas intervenidas serán subastadas y los fondos recaudados se destinarán a instituciones de beneficencia. Dicha venta se realizará en agosto de 2020 en Papalote Museo del Niño.

CowParade, explicó Zarkin, “es la exhibición de arte público con mayor alcance en la historia, ya que usando vacas de fibra de vidrio como lienzos, más de diez mil artistas de todo el mundo han colaborado en este proyecto que fusiona beneficencia, publicidad y arte para transformar la cultura”.

Hace 15 años, se subastaron 90 en una gran fiesta. Las que sobraron, las subastó después la empresa lechera Lala, patrocinadora principal de la iniciativa.

“Donamos la vaca ángel al Gobierno de la Ciudad de México, la cual estuvo algún tiempo en un espacio público. Desconocemos en qué bodega se encuentra ahora, por ahí debe estar”, concluyó Zarkin.

Fuente: jornada.com.mx/
Por:
la Redacción