Inicio Life & Style Un médico en tu casa 24/7

Un médico en tu casa 24/7

22
0

Existe una variedad de herramientas de telesalud al alcance de la mano para ayudarte a cuidar tu salud y recibir los servicios médicos que necesitas. ¿Las estás aprovechando?

Una opción para recibir asesoría médica que ha crecido en popularidad durante la pandemia del Covid-19 es la telesalud. Médicos y proveedores de este servicio han experimentado un aumento significativo en las solicitudes de consulta, en la medida que más personas están utilizando dispositivos digitales para tener acceso a cuidados médicos virtuales.

La telesalud te da acceso a asesoría de calidad, a costos razonables, de manera cómoda y conveniente, reduciendo el riesgo potencial de exponerte al coronavirus al visitar instalaciones médicas.

¿Qué es la telesalud?

Es el uso de información digital y tecnologías de comunicación, tales como computadoras y dispositivos móviles, para tener acceso a cuidados médicos, educación en temas de salud, y administración de la salud de manera remota. Es un concepto más amplio que la telemedicina, enfocado solo en servicios clínicos remotos. Éstas pueden ser tecnologías que utilizas desde tu casa o que un doctor usa para mejorar o dar soporte a los servicios de atención médica.

Empresas como Teladoc o MeMD en los Estados Unidos, o Kuidis en México, han sido pioneras en estos servicios.

La telesalud, también llamada e-salud (electrónica) o m-salud (móvil), busca mejorar la comunicación paciente/doctor, ayudar en la autogestión de la salud, dar mejor acceso a atención médica a personas que viven en comunidades rurales, que estos servicios estén disponibles para personas con limitaciones de movilidad, y proveer acceso a especialidades médicas de manera eficiente y a menor costo.

¿Qué puedes hacer con la telesalud?

Utilizar tu celular para enviarle a un profesional de la salud tu información médica personal.

Usar un portal para revisar los resultados de tus exámenes y solicitar recetas médicas.

Agendar videoconferencias para consultas virtuales, cuando no se requiera o no sea posible una evaluación en persona. Estas consultas se programan, eliminando los tiempos de espera en consultorios, y reducen la necesidad de desplazamiento hasta el lugar de atención.

Recibir consejos para cuidar tu salud en casa o indicación de cuidados médicos adicionales requeridos.

Recibir notificaciones electrónicas cuando necesites un examen, reponer un medicamento o algún cuidado preventivo.

Utilizar tecnologías para el monitoreo remoto de tu salud, incluyendo aplicaciones y dispositivos que miden, registran y transmiten de manera automática e inalámbrica información de tu actividad física, ritmo cardíaco o patrones de sueño, entre otros indicadores de salud.

Almacenar tu historia médica de manera electrónica, y tener acceso a ella en cualquier momento. En una emergencia, este registro puede darle de manera rápida al personal que te atiende información vital, tal como diagnósticos recientes, medicamentos, alergias y datos de contacto de tu doctor de confianza.

La telesalud en las empresas

Las empresas están dándole prioridad a ofrecer a sus empleados acceso a herramientas de telesalud. ¿Qué estrategias pueden seguir las organizaciones para maximizar el retorno de esta inversión?

Acelerar su adopción por parte de los empleados: Muchas empresas grandes o multinacionales ya ofrecen algún tipo de beneficio de telesalud a sus empleados. Aumentar su conocimiento y uso debe ser una prioridad. Los líderes de Recursos Humanos deben evaluar de forma continua las opciones de telesalud disponibles en el mercado a través de su plan médico, empresas de salud y proveedores especializados.

Comunicar consistentemente: Las empresas pueden crear comunicaciones personalizadas para estimular la adopción de los recursos de telesalud. Kits de bienvenida, recordatorios electrónicos mensuales, y videos educativos, pueden resaltar la conveniencia, flexibilidad y ventaja de costo de esta tecnología. Estas estrategias de comunicación pueden individualizarse, ayudando a los empleados a tener acceso a los recursos que le son más útiles.

Ofrecer incentivos: La principal motivación de las personas debería ser el mantenimiento o mejora de su salud. Sin embargo, las empresas pueden considerar ofrecer incentivos financieros por el uso de la telesalud, tales como tarjetas de regalo, monedas virtuales intercambiables y otros.

Implementar programas virtuales de bienestar físico: Las empresas pueden ofrecer programas virtuales de bienestar diseñados para ayudar a los empleados a prevenir o administrar algunas condiciones crónicas como diabetes u obesidad. Un ejemplo son las acciones de apoyo personalizados para la pérdida de peso, que ayudan a aumentar la actividad física y mejorar los hábitos alimenticios.

La tecnología tiene el potencial de mejorar la calidad del cuidado de la salud, y hacerlo más accesible para más gente. Todavía hay barreras que superar para masificar la telesalud, comenzando por la disposición de las personas a utilizarla; sin embargo, ésta puede proveer oportunidades para hacer más eficiente, coordinada y conveniente la atención médica.

Fuente: forbes.com.mx/un-medico-en-tu-casa-24-7/
Por: Alberto Mondelli