Yeidckol Polenvsky, dirigente nacional de Morena, muy al estilo priista | Cuartoscuro

Esta es la banda que te sigue a todos lados, la que en momentos malos nunca te ha dejado, la que por ti viaja por el mundo entero, la más famosa, la banda del pebetero

Letra de la canción «Mi historia entre tus dedos» de la barra brava La Rebel

¿Dónde quedaron los militantes de la izquierda que desempeñaron un papel central en el desarrollo de los movimientos sociales que fueron claves para que AMLO alcanzara la presidencia de la República? ¿Dónde quedó aquella oposición que impidió que el neoliberalismo se apoderara de todo, que exigió respeto y ensanchó la pluralidad, que incorporó a las minorías, que combatió la corrupción y los excesos, el nepotismo, el influyentismo, que luchó por una mejor educación? Ahora que le hacen mucha falta al presidente de la República.

Pareciera que con el triunfo de AMLO se esfumaron y quedaron como focas, aplaudiendo cualquier cosa que venga del actual gobierno, aunque esté completamente mal, e incluso contra los derechos humanos.

¿Por qué callan ante hechos cuestionables o buscan justificarlos, haciendo pasar saliva al presidente de la República? Callan ante hechos como:

• Jaime Bonilla y su ampliación arbitraria de mandato, fuera de todo principio democrático.

• Manuel Espino quien se burla del cabildo público en la gaceta municipal de Naucalpan lo que le viene en gana.

• Jorge Winkler, destituido arbitrariamente del cargo de Fiscal General de Veracruz, por el gobernador Cuitláhuac García y los diputados locales de Morena.

• Ricardo Monreal y Martí Batres anteponiendo sus intereses personales en su lucha por el control del Senado, desconociendo a otros grupos políticos y a la oposición.

• Martí Batres teniendo más de 60 recomendados en el senado de la República.

• Yeidckol Polevnsky manejando Morena tal y como lo hicieron Roberto Madrazo y muchos más en el PRI, imponiendo candidatos, viajando en aviones privados, escondiendo sus cuentas.

• Porfirio Muñoz Ledo desconociendo las leyes reglamentarias de la Cámara de Diputados con tal de quedarse más tiempo como presidente de la Cámara.

 Javier Jiménez Espriú, con la empresa Idesa de su consuegro y de la que también tiene participación, es socia de Barasken, la filial de Odebrecht.

• Manuel Bartlett y sus más de 800 millones de pesos en bienes inmobiliarios de los cuales no logra justificar su procedencia ni por qué no aparecen en su declaración patrimonial.

• Irma Eréndira Sandoval, quien tiene a su esposo, el gringo John Ackerman manejando parte de comunicación social en favor de la secretaria en Canal 11 y TV UNAM y a su hermano Amílcar Sandoval como super delegado federal en Guerrero.

• El incremento de la inseguridad y los decesos por el crimen organizado. Epigmenio Ibarra guarda silencio antes los miles de muertos que a diario se generan y, como alguien recordó, ya no pasa lista a los 43 desaparecidos de Ayotzinapa, pero tampoco dicen nada de los 56 muertos de Coyuca de Benítez

• Nadie dice nada ante los más de 30 muertos en una explosión producto de la guerra contra el huachicol.

 Rocío Nahle destruyendo los manglares.

• Alejandro Esquer Verdugo, secretario particular de AMLO, tiene a su hija como directora de Pemex Procurement International (PPI), en Estados Unidos.

• Carlos Lomelí, Delegado Federal de Jalisco, señalado como el eje central de una red de empresas farmacéuticas que busca ser contratista de la administración en las licitaciones de medicamentos. Renunció al cargo para evitar supuestamente conflicto de interés, pero dejó a su más cercana colaboradora en sus empresas.

• En el sector salud se presenta un dramático desabasto de medicamentos, falta de pago a médicos residentes y desatención a niños con cáncer.

Cualquiera de los eventos enumerados anteriormente, son equiparables a situaciones como la Casa Blanca de Enrique Peña Nieto, a los cuestionables resultados de la guerra en contra del narcotráfico de Felipe Calderón, al nepotismo de Martha Sahagún y sus hijos, al caso Hildebrando Zavala, a Emilio Lozoya y sus negocios en Pemex o al uso faccioso del Congreso como lo hizo el PRI por décadas.

Sin embargo, ante todos estos escándalos, los grupos que lograron sacar a la luz estos graves y deleznables sucesos han guardado silencio en el mejor de los casos y, en otros, salen, aún con más vigor, a defender a los actuales protagonistas.

La defensa ciega e incongruente debilita los años de lucha por erradicar la corrupción, las desigualdades, el nepotismo y la violación a los derechos humanos, en lugar de convertirse en una guía, o en una vía clara que ayude al buen gobierno, más bien se ha convertido en su principal obstáculo.

Al final los movimientos de izquierda que apoyaron a AMLO terminaron por perderse.

Así como “La Rebel” es leal a Los Pumas, pero también sabe cuestionar y exigir cuando las cosas van mal, los Epigmenios, Ackermans, Fernández Noroñas, quienes antes cuestionaban esos actos, deberían estar presentes, en lugar de justificarlos o hasta alentarlos.

Fuente: sdpnoticias.com
Por: Manuel Díaz | diaz_manuel
Fotografía: cuartoscuro.com