Ayer se conmemoró el Día Mundial de la Población, en el que cada año se busca centrar la atención en los problemas demográficos, ya que hasta 2016 se contabilizan siete mil 442 millones de habitantes y se estima que para 2050 habrá nueve mil 700 millones de personas en el mundo.

De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas (ONU), la población mundial crece a un ritmo de 83 millones de personas al año, de ahí la importancia de abordar temas de desarrollo sustentable y derechos
humanos.

Fue el 11 de julio de 1987 cuando se celebró el “Día de los cinco mil millones” al llegar a dicha cifra de habitantes en el mundo. Posteriormente, en 1989, el Consejo de Administración del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) propuso esta fecha como Día Mundial de la Población.

Sin embargo, fue en diciembre de 1990 cuando, por medio de la resolución 45/216, la Asamblea General de las Naciones Unidas decidió continuar con esa iniciativa y oficialmente se celebró el 11 de julio de 1990, en más de 90 países.

La ONU apunta que el crecimiento en la población mundial se ha producido en gran medida por el aumento del número de personas que sobreviven hasta llegar a edad reproductiva, aunado a cambios en las tasas de fecundidad.

Al respecto, el Estado Mundial de la Población de 2005 alertó que la actual generación de adolescentes es la mayor registrada en la historia humana ya que casi la mitad de la población mundial tiene menos de 25 años
de edad.

En 2015, en México existían 121 millones 005 mil 816 personas, con una edad mediana de 27 años.

Fuente: Excelsior
Fotografía: excelsior.com.mx