La temporada de Halloween y Día de Muertos llegó y con ella, los disfraces y caracterizaciones especiales para causar terror. Sin embargo, este maquillaje para crear cicatrices, moretones y sangre, pueden irritar tu piel, ¿lo sabías? Por ello, te decimos cuáles son las recomendaciones para cuidar tu piel del maquillaje de Halloween.

De acuerdo a la Fundación Mexicana para la Dermatología, el maquillaje puede afectar la salud de la piel y causar reacciones como acné secundario, dermatitis alérgica, irritativa o urticaria por contacto.

Además, si a esto le añadimos que el maquillaje de Halloween, la mayoría de veces se adquiere en lugares ambulantes, aumentamos el riesgo de que este maquillaje esté contaminado con bacterias y ocasionar alguna reacción en la piel como dermatitis.
Todos los días debes llevar a cabo una rutina de hidratación de piel, esto permitirá tener un rostro más protegido contra agentes externos y retrasar el envejecimiento de la piel.
Estos son los pasos para cuidar tu piel:

Antes:

Por lo menos tres días antes de aplicarte el maquillaje de Halloween debes empezar con la siguiente rutina:
Lava tu rostro todos los días con jabón neutro
Aplica aún con el rostro húmedo una crema facial humectante (especial para tu tipo de piel) con factor de protector solar. Si la crema no tiene FPS aplica el protector después de la crema facial.
Recuerda que es importante consumir mínimo litro y medio de agua, esto ayudará a mantener tu piel hidratada.

El día del maquillaje:

El día que te vayas a disfrazar y maquillar primero debes buscar productos que estén sellados e hipoalergénicos.
Tu piel debe estar completamente limpia antes de aplicar el maquillaje (recuerda que días antes tuviste que haber empezado con la hidratación de tu piel)
Realiza el maquillaje elegido y es recomendable que este maquillaje no lo uses por más de cinco horas.

Después:

Aplica el desmaquillante en tu piel y deja actuar unos minutos antes de pasar un algodón para retirarlo, esto ayudará a desmaquillarte más fácil y sin necesidad de repetir varias veces esta rutina con el algodón y evitar irritación.
Realiza una exfoliación al día siguiente de que te maquillaste y aplica un tónico hidratante. Continua con la rutina de hidratación.

Estos sencillos pasos harán que tu piel no sufra afectaciones por el maquillaje y caracterización al disfrazarte. ¡Protege tu piel!

Fuente: Salud180
Fotografía: prodigy.msn.com