Mide dos metros, no tiene rostro y se alimenta del miedo. Slenderman es un fantasmal monstruo que sólo se deja ver a través de aparatos eléctricos o cuando es su voluntad ser visto por el ojo humano. Toma el alma de las víctimas de a poco, sin que lo noten, hasta que las convierte en seres depresivos que no pueden salir de su sillón, al generarles fuertes trastornos mentales e incluso provocar la locura.
La leyenda de Slenderman nació en Internet como una típica historia de terror, para el concurso “Creación de imágenes paranormales” de los foros de Something Awfaul. Victor Surge consiguió crear la imagen y la historia más terrorífica de todas, y más tarde fue copiada en distintas partes del mundo para plasmar a Slenderman como el culpable de la depresión de tantas millones de personas.
A pesar de que parece sólo una aterradora historia para un día de lluvia, esta leyenda urbana casi provocó un brutal asesinato, cuando dos niñas seguidoras de Slenderman apuñalaron 19 veces a una amiga durante una pijamada en 2014. Ella se salvó de milagro, pero sus atacantes fueron acusadas de homicidio premeditado. La leyenda y el terror, mientras tanto, se siguen expandiendo.

Fuente: tuhistory.com
Fotografía: tuhistory.com