Hay días en los que la vida laboral nos pone retos. Estar todo el día paradas, corriendo de una cita a la otra, subiendo y bajando escaleras, en fin. Yo amo los zapatos cómodos, mis pies se sienten más a gusto en plano que con tacones y más para esos días pesados en el trabajo. Si tú también eres de las que les encanta usar tenis pero te da miedo llevarlos en un look de oficina y verte informal, has llegado al lugar correcto. Estas son las reglas de oro que debes seguir:

1. Balancea tu outfit. Los tenis son informales por naturaleza, así que siempre debes equilibrar con una prenda formal que estilice todo el look.

2. Invierte sabiamente. No digo que los converse no sean aceptables pero cuando inviertes un poco más en un par de tenis se nota. Si todos van a estar viendo tus pies ¡dales de qué hablar!

3. Blancos ultra blancos. Si tus sneakers son de ese color, deben estar impecables. Aunque los tenis sean de batalla, si los vas a usar para el trabajo debes cuidarlos como cualquier otro par.

4. Enseña tus piernas. Alguna vez alguien dijo que los tenis y las faldas o vestidos no se llevaban bien. Ahora podemos probar que estaba en un error.

5. Diviértete. La idea de usar tenis en la oficina es darle un toque desenfadado a tu outfit así que “go big or go home”. Aprovecha la oportunidad y elige un par que diga algo sobre tu personalidad.

6. Cuida tus pies. El usar tenis sin calcetas puede afectar tus pies, desde mal olor hasta dolorosas ampollas. Usa tines pequeños que no se vean pero sí protejan.

Fuente: Quien

Fotografía: prodigy.msn.com