Este octubre, después de 16 años en la misma calle de Polanco, Pujol cerrará sus puertas. Pero éste no es el fin, sino un nuevo comienzo. A partir del 15 de este mes suspenderá servicio para reabrir el 30 de octubre en otra ubicación. Tennyson 133, Polanco, será la nueva sede del icónico restaurante de Enrique Olvera.

La importancia de Pujol reside en su gastronomía. Con una cocina que tiene a México por todas partes, para Olvera no solo se trata de eso. Sino de reivindicar la comida mexicana en el mundo. Al visitar Francisco Petrarca 254 en Polanco, se pueden ver extranjeros entre los comensales, quienes buscan un poco de la mexicanidad que el chef refleja en sus platillos.

Los ingredientes, su origen y las técnicas de la gastronomía mexicana son totalmente respetados en Pujol. El menú se reinventa constantemente con técnicas contemporáneas para crear algo único. Por ello el comensal siempre recibe una sorpresa y explosión de sabor en Pujol. Además de destacarse por su gastronomía, este espacio gastronómico se caracteriza por su servicio impecable.

Fuente: Forbes México
Fotografía: prodigy.msn.com