La generación que tiene entre 18 y 35 años, identificados como millennials, está redefiniendo el mundo laboral y se prevé que para 2020 representen la mayoría de la fuerza laboral global, según un nuevo estudio.

Sin embargo, poco piensan en el momento de su retiro. Una encuesta de 2014 en México reveló que el 65% de los jóvenes entre 15 y 29 años no ha pensado en ahorrar para el momento de su jubilación.

Incluso hay muchos que no ven el retiro como una opción. Otra encuesta reciente realizada por Manpower develó que, a nivel global, más de la mitad de los millennials cree que trabajará más allá de los 65 años.

Aunque hay diferencias importantes. Mientras que el 37% de los japoneses cree que trabajarán hasta el día que mueran, en México sólo el 8% comparte ese pensamiento.

Eso quiere decir que los millennials mexicanos sí confían en experimentar la etapa de la jubilación pero parece que no han comprendido que no será para nada como lo que vivieron sus padres.

Ningún millennial en México se jubilará con una pensión. La cual se refiere a un monto que se recibe de forma periódica por parte de la seguridad social.

Eso no pasará porque cualquier persona que haya comenzado a cotizar en el IMSS después de 1997 se jubilará sólo con los recursos que haya acumulado en una Afore.

[Te interesa: ¿Ley de 1973 o de 1997: cuál conviene al jubilarse?]

Eso quiere decir que si empezaste a trabajar y a cotizar en el IMSS después de ese año –como es el caso de los millennials– tu jubilación dependerá sólo de lo que ahorres durante tu vida laboral.

La palabra que debes recordar entonces es: Afore. O más bien: Ahorro.

Una administradora de fondos para el retiro o Afore, es la encargada de manejar e invertir los recursos que mes con mes le son descontados a los trabajadores. Este porcentaje se complementa con aportaciones del patrón y el gobierno, y equivale al 6.5% del sueldo del trabajador.

La mala noticia es que este porcentaje se queda corto cuando se hacen cálculos a futuro. Con este ahorro se estima que sólo alcanzará para que un trabajador se jubile con el equivalente al 30% de su último sueldo.

Otro factor que representa un reto es el crecimiento de la esperanza de vida para los futuros jubilados. Lo que quiere decir que vivirán más años y ello representa un mayor gasto.

En suma, los millennials vivirán más años con menos recursos.

¿Qué hacer?
Antes que nada es importante reconocer la importancia de la previsión y el ahorro, no sólo cuando se piensa en la jubilación, sino en general.

Ahora hay que tomar en cuenta que la vía más inmediata para aumentar el ahorro para el retiro es hacer contribuciones voluntarias a la Afore. Y entre más pronto, mejor.

Estimaciones de la Consar calculan que una persona con ingresos actuales de tres salario mínimos con un ahorro de 10 pesos al día durante 40 años elevaría su tasa de reemplazo (el porcentaje del último salario al momento de retirarse que corresponde como jubilación) de 46 al 70 por ciento.

Es importante que pienses en el estilo de vida que deseas tener en la etapa del retiro y considerar todos los factores mencionados a lo largo de este texto que pueden afectarte.

Fuente: dineroenimagen.com
Fotografía: www.revistasumma.com