Apenas son los restos de un cometa gigante hoy perdido en las profundidades del sistema solar, pero llegan a alumbrar el cielo a un ritmo de un meteoro por minuto.

Este espectáculo celeste, el más importante de la primavera, se llama Eta Acuáridas.

Aunque inicia el 21 de abril y se alarga hasta el 20 de mayo, alcanzará su punto álgido durante la noche del jueves al viernes.

Y es sobre todo visible en el hemisferio sur y las zonas cercanas al ecuador.

¿Qué es exactamente?
La lluvia la forman partículas muy pequeñas, del tamaño de un grano de arena.

Tienen su origen en el cometa Halley, un cuerpo celeste muy grande— mide según los astrónomos 16 x 8 x 8 kilómetros— que orbita alrededor del sol aproximadamente cada 76 años y que hoy se encuentra sumido en las profundidades del sistema solar.

Los meteoros son restos de la cola del cometa Halley.

Las partículas que forman esta lluvia de meteoros se separaron del cometa hace cientos de años.

Y hoy proceden de la constelación de Acuario, de una zona cercana a una de sus estrellas más brillantes, Eta Aquarii.

Es por esta última por la que se llaman Eta Acuáridas.

La bola de fuego que liberó una energía similar a la de una bomba atómica frente a las costas de Brasil y nadie vio
Son meteoros muy rápidos, que entran a la atmósfera a una velocidad de entre 60 y 70 kilómetros por hora, muy brillantes, de una gama de colores que va del blanco, pasando por el amarillo, hasta el anaranjado.

Se separaron del cometa hace cientos de años.

Pasan a unos 100 kilómetros de la corteza terrestre.

Y dejan un rastro muy largo, por lo que el espectáculo es muy vistoso.

¿Dónde se pueden observar?
La lluvia de meteoros se puede ver desde diversos puntos del planeta.

En su punto álgido se ven hasta 60 meteoros a la hora.

Pero las mejores vistas las tendrán aquellos que estén en el hemisferio sur, en zonas cercanas al ecuador.

Si el tiempo es malo y llueve de forma copiosa, no será tan fácil de ver.

Ante esto, los expertos recomiendan optar por la alternativa de observarla a través de la pantalla de la computadora.

La página web Slooh, por ejemplo, ofrecerá una emisión en directo de la lluvia de meteoros desde el observatorio de las Islas Canarias, en España, aquí.

¿Cómo se puede ver?
Para poder disfrutar de este espectáculono es necesario disponer de ningún instrumento especial.

El bombardeo de luces es observable a simple vista, más en la noche del 5 de mayo al 6 de mayo, con la Luna nueva.

Solo hay que buscar un lugar oscuro y despejado, lejos de la contaminación lumínica de la ciudad, y mirar hacia el sudeste, hacia la zona del firmamento en el que se ubica la estrella Eta Aquarii.

Para poder ver los meteoros con claridad no hace falta ningún instrumento, pero sí alejarse de la contaminación lumínica.

“Y tómate tu tiempo”, recomienda la página web especializada en fenómenos celestes EarthSky.org.

“Date al menos una hora para observar la lluvia de meteoros”, explica.

“Los meteoros tienden a verse como a chorros, con momentos de calma entre ellos. Y además se necesitan al menos 20 minutos para que los ojos se adapten a la oscuridad”.

¿Qué otras lluvias de estrellas vienen?
Las próximas lluvias de meteoros se producirán en junio y serán las Boótidas.

Les seguirán las Delta Acuáridas en julio, y las Perseidas en agosto.

Estas últimas son las más vistosas, ya que en su momento de más intensidad se llegan a ver hasta 100 por hora.

Así se vieron Las Perseidas, la lluvia de estrellas que inundó la Tierra
Así que la temporada de espectáculos celestes con entrada gratuita no ha hecho más que empezar.

Fuente: Animal Político
Fotografía: prodigy.msn.com